FRENO DE DISCO



.

Este es un dispositivo de frenado con un plato redondo de rotación (disco) en el cual la rueda es montada. Las mordazas
con materiales de fricción sobre ellos son presionadas contra el disco en ambos lados para generar fuerza de frenado.

Un freno de disco es un dispositivo cuya función es detener o reducir la velocidad de rotación de una rueda. Hecho
normalmente de acero, está unido a la rueda o al eje. Para detener la rueda dispone de unas pastillas que son presionadas
mecánica o hidráulicamente contra los laterales de los discos. La fricción entre el disco y las pastillas hace que la
rueda se frene. Los frenos de disco son utilizados en automóviles, motocicletas y algunas bicicletas.

Consisten en un disco metálico sujeto a la rueda de forma tal que gira simultáneamente, en cada una de sus caras están las
pastillas, que son planas y, puestas en funcionamiento, aferran el disco con una acción de pinzas. La presión
hidráulica ejercida desde el cilindro maestro causa que un pistón presione las pastillas por ambos lados del rotor, esto
crea suficiente fricción entre ambas pastillas para producir un descenso de la velocidad o la detención total del vehículo.



grafico

Se componen de un disco montado sobre el cubo de la rueda, y una mordaza colocada en la parte externa con pastillas de
fricción en su interior, de forma que, al aplicar los frenos, las pastillas presionan ambas caras del disco a causa
de la presión ejercida por una serie de pistones deslizantes situados en el interior de la mordaza. La mordaza
puede ser fija y con dos pistones, uno por cada cara del disco.


grafico

Pero también existen mordazas móviles, que pueden ser oscilantes, flotantes o deslizantes, aunque en los tres casos
funcionan de la misma manera: la mordaza se mueve o pivota de forma que la acción de los pistones, colocados sólo a un
lado, desplaza tanto la mordaza como la pastilla.

Son más ligeros que los frenos de tambor y disipan mejor el calor, pues los discos pueden ser ventilados, bien formados por
dos discos unidos entre sí dejando en su interior tabiques de refrigeración, bien con taladros transversales o incluso ambas cosas.
En los frenos de discos, el disco puede ser frenado por medio de unas plaquetas, que son accionadas por un émbolo y pinza de
freno, que se aplican lateralmente contra él deteniendo su giro. Suelen ir convenientemente protegidos y refrigerados,
para evitar un calentamiento excesivo de los mismos.

grafico

Los frenos de disco pueden ser de tres categorías:

Flotantes (la tuerca que sostiene las pastillas flota sobre cuatro sostenes de caucho, oscilando cada vez que se aplican los frenos),

Fijos (está bien sujeta por cuatro pistones, dos de cada lado del disco)

Deslizantes (está suspendida por sostenes de caucho y se desliza al entrar en actividad).
En la práctica, sus resultados son análogos. Además, para eliminar más rápido el calor resultante de la presión de las
pastillas sobre las ruedas -en condiciones extremas de frenado se puede alcanzar los 260 grados de temperatura-, los
discos pueden tener espacios huecos entre sus caras (se los llama ventilados).





inicio